¿De qué se trata el bajo conteo de espermatozoides?

Causas, síntomas y la fertilización in vitro

Un conteo bajo en espermatozoides dificulta la fertilización del óvulo de la pareja, lo cual disminuye las probabilidades del embarazo, aproximadamente 1 de cada 3 parejas que luchan por tener un hijo se presentan ante esta causa.

También conocido como oligospermia y oligozoospermia, el bajo conteo de los espermas en el hombre se presenta cuando se registran menos menos de 15 millones de espermatozoides por mililitro de semen, el cual puede ir de leve (de 5-10 millones) a grave (menos de 100,000).

Pero ¿cómo saber que se tiene esta condición? Además del impedimento de la concepción por más de 1 año de haber intentado tener un bebé, estos son otros síntomas que pueden delatar la presencia de bajo conteo de espermas:

  • Problemas relacionados con la función sexual, como la dificultad para mantener una erección (disfunción eréctil) o el bajo deseo sexual.
  • Dolor, hinchazón o un bulto en el área de los testículos.
  • Disminución del vello facial o corporal u otros signos de anormalidad hormonal.

Si tú que nos lees o tu pareja cree que presenta bajo conteo de espermatozoides, te recomendamos acudir al médico para conocer sus causas, te adelantamos algunas de las razones más conocidas, las cuales tienen que ver con uno de estos 3 factores: la forma anormal de los espermatozoides (morfología), movimiento (motilidad) o función.

Causas que afectan el recuento de espermatozoides

  • Consumo excesivo de alcohol, fumar y uso de drogas como la marihuana o la cocaína.
  • Presentar sobrepeso u obesidad.
  • Tener varicoceles (venas dilatadas en los testículos).
  • Haber tenido cirugía previa en los testículos o reparaciones en los mismos derivados de una hernia.
  • Consumo de ciertos medicamentos, incluida la terapia de reemplazo de testosterona, el uso de esteroides anabólicos a largo plazo, medicamentos para el cáncer (quimioterapia), algunos antibióticos y algunos  antidepresivos.
  • Tener o haber tenido una infección genital como clamidia, gonorrea o prostatitis (infección de la glándula prostática).
  • Haber tenido testículos no descendidos cuando era bebé.
  • Presentar un desequilibrio hormonal el cual reduce la producción hormonas.
  • Haber tenido una enfermedad o lesión que generara un problema estructural en los tubos que transportan esperma están dañados y bloqueados.
  • Trastornos hereditarios que causan un desarrollo anormal de los órganos reproductores masculinos.
  • Sobreexposición a ciertos elementos ambientales como químicos industriales, radiación o rayos X o a temperaturas elevadas.

Incluso el estrés relacionado con la incapacidad de tener un hijo puede afectar el conteo de espermas, es por eso que si tú o tu pareja lo están intentando comiencen por relajarse y confiar en la guía de médicos y tratamientos especializados como la fertilización In Vitro (FIV).

Esta última puede ser una opción si tienes un recuento de espermatozoides bajo y has estado tratando de concebir naturalmente con tu pareja, durante la FIV se extrae un óvulo y son fertilizados con esperma en un laboratorio, nuestros médicos embriólogos de fecundART preparan el espécimen de esperma para seleccionar el esperma más fuerte y más móvil, una vez que el óvulo es fertilizado se devuelve al útero para crecer y desarrollarse.

¿Quieres saber más sobre el FIV?

Contáctanos vía email contacto@fecundart.mx o llámanos 55-65840583 / 55-65840582.